[Skip to Content]
Find care at Nemours Children's HealthDoctorsLocations

Corsé de Cheneau

Revisado por: Alicia McCarthy, APRN
  • Listen
      mp3

¿Qué es un corsé de Cheneau?

Un corsé de Cheneau es un tipo de corsé que se usa para tratar la escoliosis. Estos chalecos de plástico ligero se hacen a la medida de cada paciente. Puesto que la curvatura de la columna vertebral de cada persona es diferente, cada chaleco es único y exclusivo. Cuando un niño lo lleva puesto debajo de la ropa, generalmente durante 12 a 20 horas, apenas se nota. 

Los corsés vertebrales llevan muchos años ayudando a niños con escoliosis. El corsé de Cheneau es un corsé de nueva creación. Hay muchos pacientes que han obtenido buenos resultados del uso de este tipo de corsé. Los médicos siguen aprendiendo sobre qué tipo de niños se pueden beneficiar más de usar este tipo de corsé. 

¿Cómo funciona el corsé de Cheneau?

En la escoliosis, la columna vertebral se curva de lado a lado y se tuerce. El corsé de Cheneau ejerce presión donde la necesita el cuerpo a fin de estirar y enderezar la columna vertebral. Dispone de zonas abiertas que permiten que el cuerpo del niño se expanda durante la respiración y los ejercicios. 

Los niños que usan este tipo de corsé suelen hacer un tipo especial de fisioterapia para impedir que su escoliosis empeore. El corsé alinea los huesos de la columna vertebral, mientras que la fisioterapia ayuda a entrenar y fortalecer los músculos de la columna. Cuando actúan juntos, el corsé y la fisioterapia permiten mejorar la postura del niño. 

¿Qué aspecto tiene un corsé de corsé de Cheneau?

El corsé llega hasta la parte inferior de la caja torácica y por arriba, hasta debajo de ambas axilas. Puesto que se trata de un corsé diseñado específicamente para cada persona, el paciente que lo va a llevar suele poder escoger el color y el estampado.

The Rigo Cheneau brace is custom-made and molded to fit a child's body and align the spine.

¿Durante cuánto tiempo necesitan llevar este tipo de corsé los niños?

El tiempo durante el que los niños tienen que llevar puesto un corsé de Cheneau depende de la curvatura de su columna y de cuándo dejen de crecer. La escoliosis no suele empeorar después de que un adolescente deja de crecer. Por eso, muchos adolescentes pueden dejar de llevar sus corsés a partir de entonces. A veces, los médicos se dan cuenta de que un corsé no está ayudando a un paciente y le indican que lo deje de llevar al poco tiempo de llevarlo puesto. Cuando no funciona un corsé, el siguiente paso suele ser la cirugía (operar al paciente). 

¿Qué problemas puede haber? 

Hay dos problemas principales que pueden ocurrir con cualquier corsé que se usa para tratar la escoliosis:

  1. Algunos niños no quieren llevar puesto el corsé. Pero llevarlo puesto cuando así lo recomienda su médico es la mejor opción para tratar la escoliosis. 
  2. Puede haber irritación en la piel debido al calor y al roce, porque los corsés están diseñados para que vayan bien ajustados al cuerpo. 

Para evitar desarrollar problemas en la piel, los niños deben tener el corsé limpio y seco y llevar una camiseta fina, ajustada y que absorba el sudor debajo de él. Es normal que la piel se enrojezca un poco al llevar un corsé. Pero llame a la consulta del médico si:

  • El enrojecimiento no desaparece 30 minutos después de que su hijo se quite el corsé.
  • Su hijo tiene ampollas o llagas en la piel. 
  • A su hijo le sale una erupción debajo del corsé. 

¿Cómo pueden ayudar los padres?

Si su hijo tiene escoliosis, hable con el equipo médico que lo atiende sobre las opciones de tratamiento. La mejor opción no es la misma para todos los niños. Si el equipo médico que lleva a su hijo recomienda que use un corsé, le ayudarán a escoger el mejor corsé para su hijo.

Revisado por: Alicia McCarthy, APRN
Fecha de revisión: abril de 2020